vicky cristina barcelona (2008)

by zEke

Mucha genta había enterrado ya el ingenio de Woody Allen. Sobre todo después de que dos de sus últimos experimentos, match point (2005) y cassandra’s dream (2007) emanaran cierto aroma a crimes and misdemeanors (1989). Con diferente suerte, eso sí, más acertada la primera. A falta de pan, no le mires el dentado, y a caballo ganador, buenas son tortas. Y esto para decir que a pesar de que muchos lo daban por muerto y enterrado, metafóricamente por supuesto, Allen ha sido capaz de levantar el peso de sus anteojos una vez más y resucitar su donaire para regalarnos una entretenida comedia sobre los ires y venires, románticos y existenciales, de unos personajes que, a primera vista, se parecen a uno lo que un huevo a una castaña. Sin embargo vicky cristina barcelona esconde un trasfondo obvio, a medio camino entre el pesimismo y el realismo, que resulta familiar. Un algo del agrado sobre todo de pseudo-intelectuales con gafas de pasta, amigos o no de Joel Joan, quien, por cierto, aparece por ahí hablando en catalán, nada más y nada menos que tres segundos. Ahí queda eso.

Vicky (Rebecca Hall) y Cristina (Scarlett Johansson) son dos turistas americanas amigas y opuestas que están de vacaciones en Barcelona. La una estudiante, prometida y comedida, la otra actriz, libre e indiscreta. Su existencia se ve alterada cuando conocen a Juan Antonio (Javier Bardem), un pintor y bohemio con aires de Don Juan todavía enamorado mal que le pese de María Elena (Penélope Cruz), su ex mujer. A partir de ahí, combinaciones de cuatro elementos, de dos en dos, y de tres en tres también. Continue reading

mamma mia! (2008)

by zEke

mamma mia! es también el título del archiconocido musical de Catherine Johnson que se recrea en esta película, además del título de uno de los números uno del grupo sueco ABBA, cuyas canciones son la excusa del embolado. Y algo que podría parecer aislado no lo es, pues algo parecido le pasa a The Beatles con across the universe (2007) y Village People con can’t stop the music (1980). Musicales los hay de todos los colores, algunos más brillantes que otros y mamma mia!, a pesar del constante centelleo de fondo del Mediterráneo, brilla poco.

La historia, inspirada en el argumento de buona sera, mrs. campbell (1968), es tan simple como inofensiva. Al fin y al cabo se trata de entretener. Sophie Sheridan está a punto de casarse en una paradisíaca isla griega en la que su madre Donna (Meryl Streep) regenta una posada. Pero su vida no es de color de rosa, pues de lo contrario no habría canciones por cantar. Sophie desconoce la identidad de su padre y resuelta a descubrirla decide invitar a la ceremonia a los tres apuestos candidatos, Bill Anderson (Stellan Skarsgård), Sam Carmichael (Pierce Brosnan) y Harry Bright (Colin Firth). Tan sencillo como investigar lo que acontecía en el diario de su madre veinte años atrás. Continue reading

naked weapon (2002)

by zEke

naked weapon es, tal y como en su día dijo un sabio, una obra de arte. Pero como en tantas otras ocasiones, y sin ánimo de ofender, la miel no se hizo para la boca del asno. Con esto quiero decir que es necesario ser un iniciado para saber apreciar lo que esta producción made in Hong Kong esconde, de la misma manera que para un estadounidense medio el fútbol son sólo veintidós jugadores pasándose el balón sin ton ni son.

Las películas de kung fu se caracterizan por lo particular de su guión, su interpretación y su coreografía. El guión es lo de menos y muchas veces incluso negativo, aunque eso sí, siempre al servicio del entretenimiento del espectador más exigente, a la par que freak. En naked weapon la excusa es el secuestro de cuarenta niñas menores de quince años por parte de una organización liderada por Madam M. Su objetivo, convertirlas en asesinas, y para ello les enseña artes marciales, además de a manejarse con soltura en la pasarela, la mesa y la cama. Pero sólo puede quedar una, así, el último día de instrucción se convierte en lo más parecido al deporte favorito de Héctor del Mar que ha visto el cine, the marine (2006) y otros experimentos a parte. Sobra decir que las cuarenta niñas se convierten en jóvenes que quitan el hipo. Ni una fea, vamos. Para cuando han sido instruídas se ha esfumado ya media película por lo que la segunda parte se convierte en un mejunje sin sentido del que emerje un malo más malo que Madam M y un policía intentando resolver el caso de las niñas desaparecidas. Pero a quien le importa, digo yo. Continue reading

wall·e (2008)

by zEke

Comenzaré diciendo que wall·e es la película más rica, cuca y mona que se ha estrenado en mucho tiempo. Tanto, que a más de uno puede resultarle más empalagosa que una sobredosis de azúcar. Y una vez dicho esto continuaré diciendo que wall·e es una gran película, pues de vez en cuando, a todo el mundo le apetece una fondue de chocolate. A mí, por ejemplo, me espera una mañana.

¿Qué pasaría si la raza humana se viera obligada a evacuar el planeta Tierra? Pues podría pasar lo que en la película se nos cuenta. Wall·e es el último de los compactadores de basura que queda sobre la faz del planeta Tierra. Su misión, compactar la basura que acabó por condenar a la raza humana al exilio a bordo de una estación espacial. Así, pasa los días compactando basura, recolectando objetos curiosos y anhelando la compañía del amor que nunca conoció. Robot, pero con sentimientos por supuesto. Su vida cambia cuando Eve llega al planeta Tierra en busca de una prueba que permita a la raza humana considerar su regreso. Y entonces, el amor. El amor y todo lo demás. Continue reading

the air i breathe (2007)

by zEke

Desde que se estrenara, con un éxito para muchos impredecible, crash (2004) parece que las películas en las que no tirar de la cadena del inodoro puede poner patas arriba la vida de un desconocido se han puesto de moda. Y por ello, the air i breathe no tiene nada de nuevo. Es un ejemplo más de largometraje caracterizado por lidiar con las vidas cruzadas de sus personajes.

Por un lado tenemos a Happiness (Forest Whitaker) dispuesto a cambiar su vida en una casa de apuestas. Cambiarla, lo que se dice cambiarla, la cambia. Por otro lado tenemos a Pleasure (Brendan Fraser), el guardaespaldas del maquiavélico dueño de la casa de apuestas que de la noche a la mañana pierde el don que dios le dio, que no es otro que el de ver el futuro. Sorrow (Sarah Michelle Gellar) es una cantante emergente que sonríe con los labios pero no con los ojos. Y, por último, Love (Kevin Bacon) es un médico enamorado de la mujer de su mejor amigo y el único que puede salvarla de la mortal mordedura de una serpiente. La película se divide en cuatro partes. Adivinen. Sí, Happiness, Pleasure, Sorrow y Love. Continue reading

sex and the city (2008)

by zEke

sex and the city posterI get in the cinema when the lights are still on, but it is already full. Full of dresses up girls. I take some time to count how many boys are about to witness the show. Overall, there are six, a gay couple, three long faced boyfriends, and me. I sit and wait. Definitely, I am going to watch sex and the city.

Many TV series have been adapted to the silver screen recently. Almost unnoticed I must say. I am not a big fan of TV shows turned into feature movies but I always end watching them. I am actually looking forward to the a team (2009). But now is the turn for sex and the city. I was never a big fan of the TV series but I somehow managed to watched them all. A show made entirely for women that caught my eye. Good enough to keep me distracted for half an hour. Continue reading

my blueberry nights (2007)

by zEke

my blueberry nights posterThose who know Chinese director Kar Wai Wong know how he likes to carefully take care of every single shot he fits in his movies. The suggestive in the mood for love (2000) and the melancholic 2046 (2004) are good recent examples of his meticulous care. my blueberry nights is no different to those on that sense and many will see it as a collection of beautiful shots that fail to build the story within. That is probably what, according to the reviews that followed, attendants to the screening of the opening film of the 60th Cannes Film Festival thought. I, respectfully, disagree.

Elizabeth’s (Norah Jones) boyfriend has left her for another woman. Heartbroken, she decides to start a cross country soul-searching journey around America that starts at Jeremy’s (Jude Law) little cozy café in New York City among blueberry pies and ice-cream. Along the way she meets random ordinary people that will help her find her way back to herself. Continue reading