southland tales (2006)

by zEke

southland tales postersouthland tales es, hasta la fecha, el proyecto más ambicioso de Richard Kelly, el prodigioso director y guionista de la aclamada por propios y extraños donnie darko (2001), su primera incursión en el mundo del celuloide. Lo cierto es que el planteamiento original de southland tales por parte del director estadounidense suena a delirio de grandeza. Así, en un principio fue concebida como una experiencia interactiva dividida en nueve partes: seis novelas gráficas, una página web interactiva y una película para atar cabos sueltos. Al final son tres las novelas gráficas, con la página web he interactuado poco, y la película, bueno, la película. Quien mucho abarca, poco aprieta, que decía, y sigue diciendo, mi abuela.

southland tale es una libre interpretación del fin del mundo. Un fin del mundo que ocurre en dos mil ocho, cuatro años después de que la amenaza de un ataque nuclear en suelo estadounidense dejara de ser simplemente eso. Ciencia ficción, por supuesto. Y surreal, desde luego. El fin del mundo gira en torno al personaje de Dwayne Johnson, antes conocido como The Rock. Johnson interpreta a Boxer Santaros, un actor casado con la hija del candidato republicano a la presidencia de los Estados Unidos de América, que deambula por Los Ángeles sin memoria después de que se la arrebatara misteriosamente el desierto Tejano. Una avispada actriz porno, interpretada por Sarah Michelle Gellar, y dos hermanos gemelos destinados a encontrarse (primos de Max Walker), a los que da vida Seann William Scott, son además de Santaros, algunos de las claves de este particular apocalipsis.

Kelly abarrota la pantalla de personajes, muchos de ellos efímeros, para recrear un futuro, lo de futuro entre comillas pues ya no lo es tanto, para con sarcasmo e ironía darnos la bienvenida a su caótica percepción. California es el eje de un mundo en el que Estados Unidos se pelea con todo el que se mueve, dentro y fuera de sus fronteras. Sin ir más lejos lo que acontece nos la cuenta el soldado raso Pilot Abilene (Justin Timberlake) quien se enfrenta al mundo desde una de las infinitas torres de vigilancia esparcidas por Los Ángeles. Su misión, disparar antes de preguntar, y en su tiempo libre, como es lógico, cantar y bailar. El zoo se completa con traficantes de armas a bordo de heladerías, revolucionarios marxistas, insumisos suicidas, políticos de color de rosa, científicos egocéntricos. En fin, una visión ciertamente de todo, menos optimista y en la línea de George Orwell. Lo cierto es que con tanto bicho suelto y a pesar de lo interminable a uno le da siempre la sensación de que se ha perdido algo. ¿Las novelas gráficas quizás?

southland tales está hecha con ánimo de crítica y funciona en el terreno de lo absurdo pero acaba convirtiéndos en ese amigo que todos tenemos que se repite más que unos garbanzos con chorizo. No encuentro razón de ser a los ciento cuarenta y cinco minutos que dura. La versión estrenada en el Festival Internaciona de Cine de Cannes en dos mil seis, por cierto, donde no la echan de menos, duraba quince minutos más.

Momentos brillantes, haberlos haylos, sobre todo para aquellos amantes de la clase B y lo absurdo como atajo a lo esencial. Pero el barco se hunde.

Para las deadhours de los que poco aprietan.

reddeadhourslogo.jpg

official site | imdb

deadhoursline.png

Leave a comment

No comments yet.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s